Recorriendo Grecia y sus encantos

18 Jun

Hay lugares en el mundo que te llaman a visitarlos, a explorarlos, lugares que a pesar de ser lejanos los sientes cercanos, como si en algún momento hubieras sido parte de ellos, y sabes que en algún momento de tu vida debes simplemente fluir e ir; Grecia, para mí, siempre ha sido uno de esos lugares.

No sé cuál será el principal motivo, quizás porque es cuna de la civilización occidental, o por sus bellísimas islas griegas que llaman a recorrerlas, o por su gente, su pasado, su presente…o quizás por ninguna o muchas razones en particular…en fin, sea cual sea el motivo ya estábamos finalmente en Atenas después de un breve y barato (aprox. 30 euros) vuelo desde Roma.

Nos instalamos en el Athens Backpacker, hostel de mochileros en el barrio de Plaka, al pie de la Acropolis, ubicación inmejorable, y con las mismas salimos a recorrer toda esta zona de Atenas. Un gyros, mucha agua, y ya estábamos listos para nuestra visita a toda la región de La Acrópolis. Atravesamos el Propileos con una vista a lo alto del tempo de Atenea Niké y vemos frente a nosotros el famoso Partenón, arquitectónicamente perfecto. Seguimos con el Erecteión, con su pórtico de las Cariátides donde se erigen 6 estatuas de mujeres que sirven de columnas, y con los demás templos y teatros. Había visto muchísimas fotos de La Acrópolis, muchas eran mis expectativas, pero sin duda estas fueron superadas con creces.

Luego de recorrer toda la Acrópolis fuimos a un mirador buenísimo llamado La Colina de Ares también conocido como la Roca del Aerópago. Uno de mis rincones favoritos de Atenas, principalmente porque eran pocos los curiosos que llegaban a este mirador que tiene vistas privilegiadas de la ciudad; por un lado una panorámica de toda Atenas, por el otro, La Acrópolis, y el Ágora. Debo admitir que siempre he tenido una gran debilidad por los miradores, es como si en un solo momento y lugar se buscara reflejar todo lo que esconde y ofrece el destino.

Después de descansar y llenarnos de energías había llegado la hora del almuerzo en el barrio de Monastiraki, el sol era extenuante y más que hambre lo que teníamos era mucha sed. Era el momento ideal para una Mythos bien helada, en su punto. Luego visitamos el Agora de Atenas, el Museo de La Acrópolis y el Templo de Zeus Olímpico.

Cayó la noche y tocaba conocer un poco de la Atenas nocturna, un imperdible son las vistas a La Acrópolis que de noche se ilumina y teníamos en el mismo hostel una de las mejores ubicaciones, el bar de la terraza, 10 puntos, fue la mejor manera de despedirnos unos días de Atenas, mañana comenzaba nuestra travesía a las islas griegas; Mykonos, Santorini y Creta nos esperaban.

Sin embargo, antes que acabe el día nos dimos con la sorpresa que al día siguiente habría huelga en todo Atenas, taxis, buses y metros inmovilizados…y nosotros partíamos a primera hora en ferry a Mykonos! Ok felizmente no había huelga de ferries, pero teníamos que encontrar la manera de llegar al puerto de Pireos, la única solución fue tomar un taxi antes de las 5 am, hora en la cual comenzaba la huelga, hecho esto no nos quedó más que tratar de dormir como sea en las sillas del puerto, pero no importó, en unas horas estaríamos en la mítica Mykonos!!!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Dragonfly15's Blog

Just another WordPress.com site

Destinos del viajero

Blog de viajes

A %d blogueros les gusta esto: